Opciones para comprar un carro clásico

Comprar un automóvil clásico es un objetivo de la lista de deseos para muchos entusiastas de los automóviles. Desde la majestuosa belleza de los autos de los años 30 y 40 hasta la pura potencia de los muscle cars de los 70, los automóviles clásicos tienen mucho que ofrecer. Ser propietario de un automóvil clásico también significa que será propietario de una pieza funcional de la historia del automóvil, y hay muy pocos sentimientos en el mundo que puedan compararse con eso.

Si está buscando un automóvil clásico, hay varias opciones para encontrar y comprar el automóvil de sus sueños. Si bien todas estas opciones son viables, cada una viene con su propio conjunto de ventajas y desventajas. Esto es lo que debe saber sobre sus opciones para comprar un automóvil clásico antes de comenzar su búsqueda.

Compre de un distribuidor especializado

Al igual que con otros nichos de vehículos, existen concesionarios que se especializan en vehículos clásicos y antiguos. La principal ventaja de comprar en uno de estos concesionarios es que puede acceder a una gran selección de autos clásicos en un solo lugar. En lugar de tener que rastrear los autos clásicos uno por uno, puede comprar a través de una colección de autos que un comprador profesional ha ensamblado durante varios meses o años. Al igual que con los concesionarios ordinarios, los concesionarios especializados en autos clásicos también publican autos a un precio más alto de lo que realmente esperan obtener. Si se siente cómodo con las negociaciones, puede obtener una buena oferta por su automóvil en uno de estos negocios. Trabajar con un concesionario también tiene un factor de conveniencia, ya que no tendrá que lidiar con problemas como reemplazar los títulos de automóviles perdidos o verificar los gravámenes de los vehículos.

Al mismo tiempo, existen algunas desventajas de trabajar con un concesionario de autos clásicos. En primer lugar, los distribuidores actúan como intermediarios en la transacción y necesitan obtener ganancias para mantenerse en el negocio. Como regla general, terminará pagando un 10 por ciento más a través de un concesionario que si comprara el mismo automóvil a un vendedor privado. Los concesionarios tampoco tendrán el conocimiento profundo de la historia del automóvil que tendrá un propietario de mucho tiempo, lo que significa que está asumiendo una cierta cantidad de riesgo cuando compra en un lote de automóviles clásicos.

Asista a una subasta de autos clásicos

Al igual que los concesionarios de autos clásicos, las subastas reúnen varios autos deseables en un solo lugar. La mayoría de las subastas también son algo especializadas, lo que significa que encontrará colecciones seleccionadas de muscle cars, autos deportivos importados u otros nichos específicos. Además de la calidad de la selección, asistir a una subasta de autos clásicos es una experiencia divertida que seguramente disfrutará cualquier entusiasta de los automóviles.

La desventaja de comprar un automóvil clásico en una subasta es el hecho de que rara vez encontrará ofertas económicas. La mayoría de los autos que lleguen al bloque de la subasta estarán en muy buenas condiciones o completamente restaurados. Muchos también serán especialmente valiosos debido a su rareza, originalidad o algún otro factor. Si la oferta es competitiva para el automóvil que desea, el precio final también puede superar con creces el valor de subasta proyectado. Por estas razones, no debe participar en una subasta esperando gastar menos de $20,000 en un vehículo clásico.

Parte delantera de un coche clásico Ford Mustang rojo en una subasta

Considere una venta de fiesta privada

Una venta de fiesta privada suele ser la mejor manera de comprar un automóvil clásico. Al comprar directamente al vendedor, puede sortear las tarifas del concesionario y de la casa de subastas que agregan cantidades significativas de dinero al precio del automóvil. En la mayoría de los casos, también estará tratando con alguien que ha sido propietario y ha mantenido el automóvil durante años. Los vendedores privados conocen todos los detalles de la historia de sus autos clásicos. Al hacer las preguntas correctas, puede obtener una idea mucho mejor de lo que está comprando exactamente y cómo se ha mantenido el automóvil de lo que cualquier concesionario o subastador podría darle.

El único inconveniente real de comprar a una fiesta privada es el trabajo extra que implica. Para encontrar el automóvil que desea, tendrá que recorrer los sitios de listados y los anuncios clasificados uno por uno. Para agilizar su búsqueda, aproveche los sitios como Hemmings y Craigslist que le permiten buscar listados de muchos vendedores privados a la vez. Las ventajas en términos de precio e información sobre el automóvil suelen hacer que este proceso valga la pena, pero probablemente te llevará un poco más de tiempo encontrar el automóvil perfecto si lo compras de forma privada.

Busque clásicos en los concesionarios regulares en su área

Un enfoque final para comprar un automóvil clásico es buscar clásicos en los concesionarios comunes de su área. Aunque la mayoría de los autos usados ​​en los lotes de los concesionarios serán modelos más nuevos, todavía verá aparecer clásicos de vez en cuando. Por lo general, los clásicos llegan a los concesionarios porque el propietario eligió cambiar un automóvil viejo en lugar de pasar por el proceso de venta de forma privada. Estos clásicos en los concesionarios regulares son pocos y distantes entre sí, pero pasan por el mismo proceso de inspección que cualquier otro automóvil en el lote. Comprar un clásico único en un concesionario regular también puede facilitar la financiación de su automóvil clásico, ya que es probable que pueda obtener un préstamo de automóvil a través de la oficina de financiamiento del concesionario.

Las mismas desventajas que vienen con los concesionarios especializados también se aplican a los concesionarios ordinarios. Los precios más altos y los historiales de vehículos limitados serán tan comunes en los concesionarios Ford o Chevy locales como lo serán en un lote de autos clásicos. Sin embargo, no dejes que estos problemas te impidan buscar. Es posible que descubras una joya escondida examinando la página de inventario de vehículos usados ​​en el sitio web de un concesionario de automóviles local.

Independientemente de la opción que elija para comprar un automóvil clásico, es importante investigar y hacer las preguntas correctas antes de invertir su dinero. Si es posible, haga que el auto sea inspeccionado minuciosamente para asegurarse de que no está comprando algo con problemas mecánicos desconocidos. Si está comprando un automóvil clásico por primera vez, también es una buena idea traer a un amigo informado para que lo aconseje y actúe como un segundo par de ojos.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.